Llegue o no, Chávez gobierna: Maduro

Hugo Chávez y Nicolás Maduro.
Hugo Chávez y Nicolás Maduro. — Associated Press

CARACAS, Venezuela — El Presidente venezolano, Hugo Chávez, podría tomar posesión de su cuarto mandato ante el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) después del próximo 10 de enero, fecha estipulada en el artículo 231 de la Constitución, de acuerdo con el vicepresidente Nicolás Maduro.

La incógnita que ha eclipsado el debate político en Venezuela durante las últimas semanas fue zanjada ayer por el funcionario en una entrevista televisada con el Ministro de Información de Venezuela, Ernesto Villegas.

"La Constitución establece que, como formalismo, (Chávez) debe presentar su juramento ante la Asamblea Nacional (AN) el 10 de enero, pero ya el 10 de enero comienza el nuevo período constitucional y el Presidente continúa en sus funciones. Ya se establecerá el momento en el que pueda prestar juramento ante el TSJ", indicó.

Además, Maduro aseguró que no hay elementos para declarar la falta absoluta del Mandatario y llamó a la Oposición a dejar de "manipular" la situación a su favor al invocar la Constitución y exigir que el jefe de la AN, Diosdado Cabello, asuma la Presidencia temporalmente y convoque elecciones en un plazo de 30 días si Chávez no puede juramentar la próxima semana.

"Ellos parten del hecho de que, si no se hace la juramentación de acuerdo al artículo 231 el 10 de enero, habrá falta absoluta. Eso es falso. Sólo habría falta absoluta en el caso de que se establezcan algunos de los elementos contemplados en el primer párrafo del artículo 233. Sólo en ese escenario asumiría el diputado que presida el Parlamento", explicó Maduro.

El primer párrafo del artículo 233 de la Constitución venezolana señala que las causas para declarar la falta absoluta de un gobernante son "la muerte, su renuncia, la destitución decretada por sentencia del TSJ, la incapacidad física o mental permanente certificada por una junta médica designada por el TSJ y con aprobación de la AN, el abandono del cargo, declarado por la AN, así como la revocatoria popular de su mandato".

"Pienso en Hugo Chávez como Presidente. Jamás he tenido ambiciones personales ni personalistas", señaló Maduro frente a la posibilidad de convertirse en el candidato del chavismo a la silla de Miraflores en el futuro.

Asimismo, sostuvo que Chávez lo declaró como su posible sucesor en previsión de un eventual escenario de ausencia absoluta por la operación a la que iba a ser sometido, pero llamó a los ciudadanos a defender la Constitución durante la ausencia del Mandatario.

"Ellos (los opositores) lanzan una ofensiva contra la República para enrarecer las aguas y el clima de desarrollo que tiene el país. Por ello, hacen interpretaciones cercanas a sus aspiraciones de desestabilizar y revertir la revolución", subrayó.

En los últimos días, la Oposición ha aumentado sus exigencias para conocer el verdadero estado de salud de Chávez.

El secretario ejecutivo de la coalición opositora Mesa de la Unidad, Ramón Guillermo Aveledo, atribuyó los rumores sobre el estado de salud del Mandatario a la desinformación y exigió al Ejecutivo designar un reemplazo temporal mientras se recupera.

Por su parte, el Alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, propuso que una comisión de parlamentarios, gobernadores y médicos viaje a Cuba para evaluar la condición del gobernante. Ayer, la Academia Nacional de Medicina presentó ante el TSJ una lista de especialistas para evaluar al Presidente.

Elevando la tensión, Cabello, el jefe de la AN, llamó a los militantes oficialistas a salir a las calles hoy y demostrar su respaldo a Chávez durante la sesión para escoger a una nueva directiva de la Asamblea, prevista para este mismo día en Caracas.