Las pertenencias de Joey Ramone vuelven al Bowery antes de ser subastadas

EEUU MÚSICA

Fotografía sin fecha cedida por RR Auctions en donde aparecen los brazaletes de cuero de Joey Ramone que forman parte de varios de sus pertenencias que vuelven al Bowery, el barrio neoyorquino donde el legendario grupo de punk The Ramones inició su meteórica carrera, antes de que la casa de subastas RR Auction los ponga a la venta por internet a finales de este mes. EFE
Fotografía sin fecha cedida por RR Auctions en donde aparecen los brazaletes de cuero de Joey Ramone que forman parte de varios de sus pertenencias que vuelven al Bowery, el barrio neoyorquino donde el legendario grupo de punk The Ramones inició su meteórica carrera, antes de que la casa de subastas RR Auction los ponga a la venta por internet a finales de este mes. EFE

— La inseparable chaqueta de cuero de Joey Ramone, su pasaporte, sus pulseras de agujas o sus guitarras eléctricas vuelven hoy al Bowery, el barrio neoyorquino donde The Ramones iniciaron su meteórica carrera, antes de ser subastadas a finales de este mes.

"Ninguno de estos objetos ha sido mostrado al público antes, todos estaban en el apartamento de Joey", explicó hoy a Efe Bobby Livingstone, vicepresidente de la casa de subastas RR Auction, que se encargará de la venta por internet de las pertenencias del cantante del legendario grupo de punk.

Algunos de esos 81 objetos se podrán ver hoy por primera vez en un evento en el bar Bowery Electric, situado a una calle del que fuera hasta su cierre en 2006 el "templo del punk" neoyorquino, el CBGB, donde The Ramones dieron sus primeros conciertos, al igual que otras leyendas del género, como Patti Smith.

"Presentar la colección de objetos de Joey Ramone en el Bowery Electric es muy apropiado y emocionante. Éste era el barrio de Joey, sus calles, donde se formó como artista", explicó Livingstone, quien recordó que The Ramones fueron clientes asiduos de su casa de subastas debido a su extensa colección de autógrafos.

El evento, de acceso gratuito, contará con la participación del hermano del músico, Mickey Leigh, y servirá para recaudar fondos por medio de donaciones para la Fundación Joey Ramone para la investigación del linfoma, la enfermedad que acabó con la vida del cantante en 2001.

Uno de los objetos más destacados que se podrá ver hoy es la "increíble" chaqueta de cuero negra con piel de cebra que Joey "llevaba siempre", explicó el vicepresidente de RR Auctions, sobre la prenda, hecha a medida para el cantante y que tiene un precio de salida de 300 dólares.

Otra de las pertenencias más memorables que estará a la vista es el pasaporte del músico, con su verdadero nombre, Jeffry Ross Hyman, y los sellos y visados de entrada a todos los países que visitó durante las giras de la banda entre 1986 y 1996, que incluyeron paradas en Argentina y Brasil.

"Poder comprar objetos de Joey Ramone directamente de sus herederos, que nunca habían sido ofrecidos antes, es absolutamente increíble. No sabes el precio que llegarán a alcanzar en un futuro, es una oportunidad única", aseguró Livingstone, que prevé que la subasta recaude en total más de 100.000 dólares.

La venta se producirá entre el 14 y el 21 de febrero e incluirá también dos guitarras eléctricas Epiphone e Ibanez del músico, su colección de álbumes, decenas de camisetas, algunas de sus famosas gafas redondeadas y múltiples manuscritos en los que garabateó las letras de sus míticas canciones.

Los fanáticos de The Ramones también podrán hacerse con otras prendas de ropa del cantante, como varios pantalones de cuero y una sudadera en la que se puede leer "Patti Smith", diferentes cinturones con cuero, metal y balas, un pin en forma de calavera o unos guantes de cuero con broches metálicos.

Joey Ramone, originario de Queens y que cuenta con su propia calle en Nueva York, formó el legendario grupo de punk en 1974 junto a sus amigos John Cummings, más conocido como Johnny Ramone y que también murió de cáncer en 2004, y Douglas Colvin o Dee Dee Ramone, quien falleció por una sobredosis en 2002.

La banda, que incluyó después a los bateristas Tommy y Marky Ramone, este último el único miembro en activo, se disolvió en 1996 tras el tour "Lollapalooza", pero el legado que dejaron canciones como "I Wanna Be Sedated", "Judy Is a Punk" y "Beat the Brat" los convirtió en uno de los más míticos nombres del punk. EFE

tme/rcf/eat